¡'Atraco' en el Atanasio! DEPORTES TOLIMA luchó hasta con el árbitro, pero se le escapó el título de la Copa BetPlay 2020






¡'Atraco' en el Atanasio! DEPORTES TOLIMA luchó hasta con el árbitro, pero se le escapó el título de la Copa BetPlay 2020


Por: Mario Alejandro Rodríguez

Esta vez, la lotería de los penales no estuvo del lado del Deportes Tolima. El 'Vinotinto y Oro', que luchó hasta el último suspiro, vio frustradas sus aspiraciones de levantar la Copa BetPlay 2020, pese a lograr un agónico empate (1-1) frente al Independiente Medellín, este jueves, en el gramado del Atanasio Girardot. Lo que llegó por la vía sagrada, esta vez se fue, en medio de un profundo lamento.

El tanto del volante uruguayo Matías Mier (20') parecía encaminar la serie en favor de los 'Poderosos', pero cuando el partido expiraba, y pese al nefasto arbitraje del árbitro quindiano Jhon Alexander Ospina, que quedó en evidencia, apareció el defensor Ánderson Angulo (89'), quien le dio un hálito de esperanza a los 'Pijaos', quienes esta vez no pudieron imponerse desde el punto de castigo.

El fallo del delantero costarricense José Guillermo Ortiz, quien estaba llamado a ser protagonista, sentenció la eliminatoria ante el 'Rojo' paisa, que tuvo un rendimiento perfecto desde los 12 pasos. A diferencia de aquel 9 de junio de 2018, cuando en el mismo arco norte del 'Coloso de la 74' se encontró con la gloria liguera, tras 15 años de sequías, esta vez no pudo repetir su éxito en tierras forasteras.

En la séptima final en el FPC, el 'Vinotinto y Oro' sufrió su cuarto revés, el primero de este índole en la Copa, que se suma a las tristezas de la Liga del segundo semestre del 2006, 2010-2 y 2016-2, ante rivales como Cúcuta Deportivo, Once Caldas e Independiente Santa Fe. Y en el caso del entrenador ibaguereño Hernán Torres Oliveros, encajó su segunda derrota al frente del conjunto tolimense.

Craso error

Un partido intenso, sin lugar a dudas, se vivió de arranque en el Atanasio Girardot. Los deseos de imponer condiciones se adueñaron de 'Pijaos' y 'Poderosos', aunque los locales buscaron darle mejor transporte al esférico, con jugadores como el uruguayo Matías Mier y Javier Reina. En la visita, la apuesta fue buscar a Jaminton Campaz, el eje creativo, y a través de él a Juan Fernando Caicedo.

A medida que pasaron los minutos, la 'tribu' apretó en zona de marca la salida de su rival y quiso, por las bandas, en especial la izquierda, inquietar los predios custodiados por el golero Andrés Mosquera Marmolejo, quien no ofreció ventajas. Pero bastó apenas un descuido, solo uno, para que la noche se le viniera encima a los 'Musicales', quienes pagaron muy caro su desconcentración.

Lo que más temían los hinchas de la 'tribu' sucedió a los 20', cuando en un cobro de pelota quieta de Mier, que amenazó con cabecear el atacante argentino Agustín Vuletich, se le 'coló' al arquero Álvaro David Montero, quien se vio sorprendido ante la enorme pasividad en la marca de su sistema defensivo y no reaccionó a tiempo. El esférico, sin impedimento, se metió en el arco norte del 'Coloso de la 74'.

Con la desventaja en la pizarra, la intención de los foráneos fue la de volcarse con todas sus armas ofensivas a campo del anfitrión, que tuvo un ritmo mesurado y se afirmó en su propio sector. Sin embargo, en el instante en que más sólido lucía el DIM, vino la acción polémica del compromiso, que pudo haber desequilibrado la historia de los 45' iniciales, favorable al elenco antioqueño.

A los 38', una clara mano en el área tras el toque de taco del extremo Ánderson Daniel Plata, que golpeó en el brazo izquierdo de David Loaiza, fue desestimada por el árbitro central, quien en una desastrosa actuación perjudicó los intereses de la visita, en la primera de las dos determinaciones que gravitaron en el encuentro, como quedó reflejado en las transmisiones de la televisión.

¡A puro corazón!

En el segundo tiempo, la iniciativa fue de los de Ibagué, al que le bastaron solo 50 segundos para dar claros avisos en el pórtico del local. Primero con la aparición del volante Ómar Antonio Albornoz, en remate que atajó el portero Mosquera Marmolejo, y luego con un cabezazo ligeramente desviado del zaguero Sergio Mosquera, quien no tuvo puntería en el marco norte del Atanasio.

Y sobre los 50' y 51', una doble acción en campo 'Poderoso', el 'Vinotinto y Oro' volvió a arrimarse, en esta ocasión con una llegada de Caicedo y posteriormente con un fuerte remate de media distancia del volante Juan David Ríos, en el que volvió a lucirse el golero Mosquera Marmolejo. La respuesta del dueño de casa se dio a los 62', con una incursión de Reina, que contuvo de manera oportuna Montero.

Obligado a darle un nuevo aire a su divisa, el técnico Torres hizo tres modificaciones: Ingresaron al partido los volantes Juan Pablo Nieto y Daniel Cataño, en pro de tener mayor posesión del balón, y el delantero costarricense José Guillermo Ortiz, en reemplazo de Juan David Ríos, quien tenía un buen desempeño, el extremo Ómar Antonio Albornoz, y el delantero Ánderson Daniel Plata. 

Y con más ganas que orden, apoderado en parte del desespero, el elenco de la 'Tierra Firme' empezó a arrimarse a predios del local. Hasta que en el tramo final del cotejo apretó al DIM a tal punto que logró el anhelado empate. Lo tuvo cerca a los 84', cuando Sergio Mosquera embocó el útil, pero Ospina -en una insólita y errada decisión- alegó mano del paisa en su impacto, por lo que reversó el gol.

No obstante, a un minuto del pitazo final (89'), apareció el espigado Ánderson Angulo, quien cazó un rebote en el área chica que dejó el golero Andrés Mosquera Marmolejo, y la mandó a guardar al fondo de las piolas del sector norte. El tanto despertó júbilo en todo Ibagué y el Tolima, entre los hinchas que seguían atentos las incidencias del cotejo, y que se ilusionaron con el éxito en los tiros penales. 

Esta vez no fue

Amparados en las actuaciones providenciales del golero Montero, los aficionados del 'Vinotinto y Oro' se aferraron a que otra vez la gloria llegara en los penales, como en 2003-2 y 2018-1. Pero en favor del dueño de casa, no ocurrió así. Los cobros de Mier, Agustín Vuletich, Leonardo Castro, Andrés Cadavid y Juan Guillermo Arboleda, el mismo que integró aquel elenco de 2018-1, sellaron la final.

De nada sirvieron los aciertos de Sergio Mosquera, Daniel Cataño, Jaminton Campaz y Yeison Gordillo, quien al parecer jugó su último partido con el equipo, pues el fallo de Ortiz, quien entró para resolver en el frente de ataque pero no pudo ante el arquero Mosquera Marmolejo, quien le atajó su disparo, acabaron con la ilusión de un plantel que dio la pelea, más allá de sus evidentes limitantes.

Foto: Dimayor






Síguenos en Google News