Camargo, al borde de las lágrimas, tras decisión de Gamero de dejar al DEPORTES TOLIMA: Ya no es una cuestión de plata



Camargo, al borde de las lágrimas, tras decisión de Gamero de dejar al DEPORTES TOLIMA: Ya no es una cuestión de plata






Hasta las lágrimas, como pocas veces se le ha visto en sus 40 años al frente de la 'tribu', el presidente y máximo accionista del Deportes Tolima, Gabriel Camargo Salamanca, confirmó este martes una noticia que ya era 'vox populi' en redes sociales desde tempranas horas del día: La partida del samario Alberto Miguel Gamero, quien decidió aceptar la propuesta de Millonarios por sus servicios.

El exsenador le dedicó unas sentidas palabras al hombre que, aparte de dos títulos y seis clasificaciones a los certámenes internacionales, le permitió ganar varios millones de dólares por la venta de al menos 10 jugadores que tuvo a su servicio. La despedida que tuvo lugar en el predio deportivo de San Gabriel, en medio de un asado al que asistió el grupo de jugadores.

"Le hice una muy buena oferta para que se quedara. Pero en este momento ya no es cuestión de plata, sino del bienestar y la realización que quiere tener con su familia. Y por eso ha primado la decisión de dejarnos y de vincularse con Millonarios", dijo Camargo, quien estuvo a punto de quebrarse delante de los futbolistas y demás empleados.

"Como usted bien me lo dijo que le diera: Este no es un adiós sino un hasta luego. Que dentro de un año volvería otra vez con nosotros. Ojalá eso se pueda cumplir. Lo voy a lamentar profundamente, pero no solo yo: Toda la afición. Alejandro (Su nieto), que es hincha suyo, se pone las manillas que usted le regaló y es para él un ídolo. Desafortunamente se nos va", agregó el exsenador, profundamente conmovido.

Y es que si alguien sabe lo difícil que será reemplazar al 'Sonero' es Camargo Salamanca, quien en los ocho meses que no estuvo en 2017 recurrió a cuatro estrategas: El uruguayo Gregorio Pérez, quien duró algo más de 30 días; el ibaguereño Carlos César Castro, interino por un partido; el argentino Óscar Héctor Quintabani, que estuvo por cerca de cuatro meses, y el bogotano José Eugenio 'Cheché Hernández, quien apenas duró 60 días.

Ninguno de los cuatro le dio la tranquilidad necesaria al dirigente para conducir su proyecto deportivo, contrario al costeño, quien en su segunda era estuvo por dos años, tres meses y nueve días de manera ininterrumpida, con un título, cinco semifinales ligueras, una copera, y participaciones en la fase de grupos de Copa Libertadores 2019 y la segunda ronda de la Copa Sudamericana.

"Él me ha explicado muy bien el por qué, y yo le he entendido muy bien. Él quiere mucho al equipo, quiere seguir, pero desde hace un tiempo lo está motivando el poder estar más tiempo con su familia. Su señora tiene que dedicarle un poco de tiempo a ellos, sus hijas y sus nietas. Y él cada vez (está) más solo en Ibagué. Y ya no podemos retenerlo", indicó Camargo.

Ahora el reto del dirigente es encontrar la persona idónea para que tome el puesto de técnico. Cargo para el que tomaría ventaja el ibaguereño Hernán Torres Oliveros, estratega que estuvo entre 2007 y 2011 al frente, que logró el subcampeonato de 2010-2 y las presencias en las ediciones de la Copa Sudamericana 2010 y Copa Libertadores 2011. Y lo más importante, está dispuesto a asumir tan importante responsabilidad.

Fotos: Camilo Pinto y Club Deportes Tolima



Síguenos en Google News