Alberto Gamero, sincero: Explicó los motivos que lo llevaron a dejar al DEPORTES TOLIMA



Alberto Gamero, sincero: Explicó los motivos que lo llevaron a dejar al DEPORTES TOLIMA






En una de las decisiones más difíciles y transcendentales de su carrera como director técnico en el FPC, Alberto Miguel Gamero confirmó al grupo de jugadores del Deportes Tolima lo que había adelantado el presidente y dueño del equipo Gabriel Camargo Salamanca, en la reunión efectuada en Perales: Que no serás timonel del 'Vinotinto y Oro', toda vez que decidió aceptar la propuesta de Millonarios.

El 'Sonero', de manera muy emotiva, expuso sus razones para aceptar la propuesta de los 'Albiazules'. La más importante, por encima del dinero, fue la posibilidad de estar al lado de su familia, compuesta por su esposa, Adriana, y sus hijas y dos nietas, quienes residen en la capital de la República. Y a las que veía por 'raticos'.

La propuesta económica sin lugar a dudas fue jugosa, como también el desafío de volver a la Copa Conmebol Libertadores, más allá de que fuera desde la fase previa. Pero pudo más el lazo familiar y, si se quiere, el amor que le profesa a la escuadra bogotana, a la que arribará en reemplazo del santandereano Jorge Luis Pinto Afanador.

"Uno tiene metas, otras cosas que influyen. Lo que él (Gabriel Camargo) dice yo se lo puedo certificar: Si yo estuviera hablando sobre la plata, él me daría lo que yo quisiera para quedarme. Pero yo le manifesté que yo no quería más ofrecimientos por parte suya, porque me iba a dar remordimiento", indicó Gamero, ante la cara de desconsuelo del que fue hasta hoy su jefe.

"Yo solo quería que él (Camargo) me brindara la oportunidad de algo que he tenido durante 14 años. Yo tengo dos hijas, una de 22 y otra de 27, y ya una se me casó, con dos nietas, y no la disfruté. La otra ya me terminó la universidad, tiene su novio y no sé si se case y queda uno solo", añadió Gamero, quien sorpresivamente firmará por un año con la institución capitalina.

"Es lo que más me motiva, estar con mi familia, con mis nietos. Cuando vamos a viajar me encuentro con ellos en el aeropuerto y estoy una o dos horas, ustedes los jugadores son testigos", afirmó el entrenador, quien en la temporada del 2019 se quedó ad portas de haber clasificado a la 'tribu', al menos, a una de las tres finales a nivel local, con números sobresalientes.


Le 'tocaron' la fibra desde Bogotá

Si algo tenía claro la dirigencia de Millonarios es que si había una razón de peso para que aceptara irse del equipo al que sacó campeón dos veces en cinco años, llevó a seis torneos internacionales y en el que tuvo pleno respaldo del exsenador, quien se la jugó por su continuidad aún en los momentos más difíciles, fue el sentimiento que tiene por su camiseta: La misma con la que fue campeón en 1988 y defendió por cuatro años.

"Quiero dejar las puertas abiertas porque aquí viví feliz y hay mucha gente que me quiere. Y quería esta gran posibilidad, de ir a un equipo como Millonarios, que ustedes saben amo. Fui campeón, soy hincha, y tengo la posibilidad de estar en Bogotá", puntualizó el samario, quien durante el semestre estuvo en los planes de Santa Fe, por su cercanía con Eduardo Méndez.


La palabras a Camargo

A diferencia de diciembre 2016, cuando su salida hacia Junior se dio en medio de la polémica, pues se dijo que había arreglado su vinculación antes de disputar con la 'tribu' la gran final de la Liga, en esta ocasión Gamero y Camargo fueron claros. Y si algo lo conmovió fue que el dirigente boyacense prácticamente le puso un 'cheque en blanco' para que se quedara.

"El esfuerzo que han estado haciendo iba mucho más allá. Y le pedí el favor de que no se esforzara más. Lo mío no era de plata. Lo mío era familiar y un sentimiento más de equipo. Ellos saben que cumplí y que pasamos momentos lindos. Y sé que algún día voy a volver", precisó Gamero, quien saludó a Leonor Serrano, esposa de Camargo, quien está convaleciente.

Por último dedicó unas sentidas palabras a la crónica deportiva, que solo estuvo representada por cinco comunicadores, y a los futbolistas en general. "A la prensa muchas gracias por todo lo que vivimos, por ese apoyo que me dieron. A mis jugadores que siempre los voy a llevar en mi alma, porque viví más con ellos que con mis hijas y mi esposa. Es un momento que hay que aceptar, me voy con tranquilidad y el agradecimiento con la junta directiva", finalizó.



Síguenos en Google News