Alexander Domínguez y su viacrucis: culpable, al menos, de dos de los tres goles que recibió DEPORTES TOLIMA ante Nacional







Alexander Domínguez y su viacrucis: culpable, al menos, de dos de los tres goles que recibió DEPORTES TOLIMA ante Nacional



Por: Mario Alejandro Rodríguez
Enviado especial - Medellín

El que se creía sería prenda de garantía absoluta bajo los tres palos del Deportes Tolima, y que venía de estar en el Top-5 de los mejores guardametas de la fase de grupos de la Copa Libertadores 2022, tuvo este miércoles su noche más negra en el 'Vinotinto y Oro'. El ecuatoriano Alexander Domínguez pasó del elogio constante a la inclemente crítica y todo por sus increíbles yerros. 

Domínguez se vio comprometido en los tres goles convertidos por Atlético Nacional, que se impuso (3-1) en los primeros 90 minutos de la final de la Liga BetPlay 1 2022, en el gramado del Atanasio Girardot. Y, al menos, de esos tres, en dos tuvo una altísima dosis de culpabilidad, en una jornada para el olvido en el golero, quien estará -si nada extraordinario ocurre- en la Copa del Mundo de la FIFA.

En la primera conquista del 'Rey de Copas' (43'), lograda por un ex 'Pijao', Danovis Banguero, el portero dejó un insólito rebote en las cinco con 50 tras el potente impacto del lateral Yerson Candelo: el gran verdugo de la contienda. El veterano arquero fue incapaz de encajar el esférico, concedió el útil y este le quedó expedito a Danovis, quien solo tuvo que tocarla para enviarla al fondo de las redes.

Por su parte, en la segunda anotación del onceno nacionalista, que llegó a través del propio Candelo, fue evidente su complicidad. Lejos, muy lejos de poder custodiar su valla ante cualquier eventualidad, el foráneo fue literalmente 'bañado' por el lateral derecho, quien desde casi 70 metros sacó un brutal disparo, que como si fuera en cámara lenta, se incrustó en el arco norte del 'Coloso de la 74'.

Y como si fuera poco, pudo haber hecho algo más en la anotación del volante ofensivo Andrés Felipe Andrade, cuando no salió a llevar a cabo un oportuno achique que le hubiera cerrado los caminos al atacante. Pero como no lo hizo, el popular 'Rifle' -sobre tiempo cumplido, 90-2'- liquidó la historia en el 'Coloso de la Avenida Centenario, para felicidad de los 44.021 asistentes en las tribunas.

De inmediato, los primeros señalamientos recayeron sobre el entrenador ibaguereño Hernán Torres Oliveros, quien decidió jugársela por Domínguez cuando tenía un arquero con ritmo en el torneo, como el antioqueño William David Cuesta: una de las grandes figuras de aquel triunfo de visita en este mismo escenario, el Atanasio, pero ante Independiente Medellín, en los cuadrangulares semifinales.

"Somos seres humanos, y así como se equivocó esta vez, nos ha salvado en partidos importantes, nos ha salvado en Copa Libertadores. Es un arquero mundialista, es un excelente arquero. Yo también fui arquero y me equivoqué. Pero no solo él se equivocó, también se equivocaron los compañeros, no lo respaldamos empatando el partido. Y yo también soy el responsable", dijo.

Expuesto con el equipo de la 'Tierra Firme', ante un rival que desnudó sus falencias -todas y cada una- habrá que ver si Torres mantiene o no al foráneo en su puesto de cara al choque de vuelta de la máxima cita: este domingo (7:00 p.m.) en el Murillo Toro de Ibagué. En encuentro en el que los locales están conminados a ganar con mínimo dos goles de diferencia si quiere, al menos, forzar los penales.

Foto: Dimayor







Síguenos en Google News