Daniel dice: Ilusión



Daniel dice: Ilusión




Por: Daniel García Jr.

Alguna vez, luego de ganar la Liga de España con el Atlético de Madrid en 2014, Diego 'Cholo' Simeone expresó una frase la cual no olvido: "Si se cree y se trabaja, se puede". Y esa es la que hoy tiene sentido en el hincha del Deportes Tolima. Pero no a todos, tan solo para aquellos que siempre creyeron, a pesar de las adversidades que se han venido presentando a lo largo del semestre.

Los números hablan por sí solos y la actualidad es la mejor. Los ‘Pijaos’ han vuelto a tener ese gran juego colectivo que los ha caracterizado, con generación de juego, la cual se ha visto en los recientes encuentros ligueros. Así como en la crisis se critica, en esta ocasión hay que exaltarlo y felicitar al cuerpo técnico que como siempre no deja de sorprender.

El equipo venia teniendo baches en su resultado y juego, pero la realidad ahora es distinta. Pese a que el calendario previo a estos últimos cinco juegos era complicado, el 'Vinotinto y Oro' ha sabido sobreponerse y hoy está entre los ocho mejores, ad portas de asegurar una nueva clasificación a cuadrangulares, con gran expresión futbolística y favoritismo.

Alberto Gamero conoce a la perfección su plantel. Esas son las ventajas de los procesos entre cuerpos técnicos y clubes, lo que ha dejado sus resultados. El ‘Sonero’ intentó con distintos esquemas y jugadores, por lo que por fin encontró un esquema apropiado para este grupo, porque los entrenadores juegan acorde a la materia prima que tengan.

En cuanto al esquema y variantes que ha hecho, el 4-2-3-1 le ha sido muy útil. Pero todo tiene una razón, y esta ha sido que encontró en un jugador de 19 años la solución a la falta de generación de juego. El 'Pijao' venía careciendo de un ‘10’ ante la lesión de Daniel Cataño. Y el canterano Jaminton Campaz ha sido el 'As bajo la manga' del equipo, y con tres goles y tres asistencias disfruta el mejor momento de su carrera.

Si alguien ha sabido trabajar a los juveniles es el cuerpo técnico. No es de darle muchos minutos sino irlos trabajando, lo que ahora se está viendo con Campaz, que para nadie es un secreto del talento y la personalidad que tiene para jugar, además, de la visión y claridad para hacer los pases. Es el socio que estaban pidiendo Álex Castro y Ánderson Plata, quienes debido a esto han levantado su nivel y han vuelto a ser importantes para el colectivo.

Hay que destacar algunos factores del colectivo. Lo primero, la actitud y compromiso que están teniendo los jugadores, lo cual es notorio y da gusto ver la unión que hay. Otro factor es el buen nivel de Carlos Robles, Castro y Plata, quienes son pilares fundamentales en el esquema, por su sacrificio y apoyo en defensa. Y el último, la capacidad de reponerse y remontar los juegos en condición de local.

Este es un repunte que ilusiona, algo similar al que se vivió en el semestre del título en el 2018-1. No sabemos hasta donde llegará este equipo, lo que es cierto es que con los antecedentes de este tipo es imposible no soñar con volver a estar en una final.



Síguenos en Google News