Barra brava de Santa Fe se despachó: el duro mensaje a las autoridades de Ibagué, tras el cierre de fronteras para el juego ante DEPORTES TOLIMA




Únete a nuestro canal de Whatsapp y mantén enterado de todas las noticias del Deportes Tolima. ¡Clic AQUÍ!




La Comisión Local para la Seguridad, Comodidad y Convivencia del Fútbol finalmente confirmó que los hinchas de Independiente Santa Fe no podrán asistir al partido del próximo domingo 2 de junio (7:30 p. m.) contra Deportes Tolima, en el estadio Manuel Murillo Toro de Ibagué. La decisión, ratificada por el secretario de Gobierno de la ciudad, Edward Amaya Márquez, generó una fuerte polémica en redes.

De cara a este encuentro, válido por la sexta fecha de los cuadrangulares semifinales de la Liga BetPlay 1 2024, la determinación quedó en firme, luego de que fuera previamente anticipada por la alcaldesa de la ‘Ciudad musical’, Johana Aranda: que argumentó motivos de seguridad sin presentar ningún tipo de informe estadístico ni antecedentes de hechos de violencia en relación con esta barra. 

“Después de una intensa reunión y de discusiones al interior de la Comisión Local, informamos a la opinión pública que hemos tomado la decisión no permitir el ingreso de barras del equipo visitante. Muchas son las consideraciones que se tuvieron en cuenta, básicamente antecedentes de partidos con este mismo equipo, enfrentamientos con las barras y otras razones de seguridad”, expresó el secretario Amaya.



El duro mensaje de la barra de Santa Fe a las autoridades locales

Como era de esperarse, la reacción de la Guardia Albirroja Sur, la barra más grande del equipo capitalino, fue vehemente. A través de sus redes sociales, la asociación cuestionó la decisión de las autoridades ibaguereñas y lamentó que no se implemente la campaña que ha tenido relativo éxito en Bogotá, denominada ‘Sí al visitante’, en la que a las distintas aficiones se les permite ingreso a El Campín.

“Lastimosamente, a las autoridades en Ibagué les quedó grande garantizar tener un espacio para hinchada visitante en el estadio Murillo Toro. Acabada la comisión de seguridad y convivencia en el fútbol nos informan oficialmente que se niega nuestra entrada a dicha ciudad y estadio. #SiAlVisitante”, fue el mensaje publicado por la Gurdia en su comunicación, que tuvo amplio despliegue mediático. 

Mensaje de la Guardia Albirroja Sur con respecto a la decisión tomada por las autoridades de Ibagué, de prohibirles el ingreso al estadio Murillo Toro de Ibagué.


Este partido es crucial para ambos clubes, aunque en el caso del visitante solo necesitan un empate para clasificarse a la final después de cuatro años de espera. Con 13 puntos obtenidos, el equipo dirigido por Pablo Peirao depende de sí mismo para meterse en la fiesta de mitad de año, enfrentando a un rival que, con diez unidades y el famoso ‘punto invisible’, también busca avanzar a la siguiente fase.

La controversia por esta medida radica en la diferencia de criterios aplicados en ambos encuentros de la semifinal entre los clubes. Mientras que en Bogotá se permitió la entrada de los hinchas de ‘Pijao’, el cierre de fronteras en Ibagué ha sido justificado por las “razones de seguridad” y supuestos enfrentamientos entre las barras de ambos equipos, “además de otras consideraciones”, según Amaya.

Por otro lado, la alcaldesa Aranda ha hecho énfasis en la responsabilidad de mantener la seguridad en el ambiente de los partidos y ha respaldado la decisión de la Comisión Local. "Nuestra prioridad es la seguridad de todos los asistentes y, tras evaluar antecedentes y posibles riesgos, hemos considerado que esta es la medida más adecuada”, afirmó la mandataria de los ibaguereños en apariciones públicas.

El caso puso en evidencia la necesidad de una revisión más detallada de las políticas de seguridad y convivencia en los partidos de fútbol en Colombia, especialmente en encuentros decisivos como los de estos cuasdrangulares. Pese a ello, se prevé un lleno en las instalaciones del ‘Coloso de la 37’, más allá del temor que pueda generar el hecho, que se da como cierto, de que habrá infiltrados en las tribunas.

Mientras el local saldrá a buscar una clasificación que no se registra desde el 2022-1, cuando disputó su última finalísima, el foráneo quiere romper una sequía de títulos que ya dura más de siete años. Con ello se prevé un partido intenso, en el que saldrán a jugarse el todo por el todo. No será la primera vez, pues en 2010-2 llegaron en idéntica situación, en un juego que terminó en victoria para la 'tribu'. 













Publicar un comentario (0)
Artículo Anterior Artículo Siguiente