Las voces de los jugadores del DEPORTES TOLIMA tras la caída como local ante Bucaramanga


Los volantes Rafael Robayo, Rafael Carrascal y Luis Paz, al igual que el delantero José Erik Correa, dieron a conocer sus opiniones luego de la derrota del Deportes Tolima (0-1) ante Atlético Bucaramanga, por la quinta fecha de la Liga Águila 1 2018. 

Los cuatro estuvieron de acuerdo en manifestar que, por el desempeño del colectivo, lo mínimo que merecía la escuadra 'Pijao' era la paridad, ante un rival que tuvo un porcentaje de efectividad altísimo sobre el arco del paraguayo Joel Silva. 

Rafael Robayo (Volante):

El balance es negativo porque necesitábamos los tres puntos. Nos faltó un poco de claridad en el último cuarto. Con mi ingreso la idea era darle respaldo a Lucho Paz, de equilibrio, ya que (Rafael) Carrascal ya tenía amarilla. 

Pero íbamos perdiendo y se habló de subir más al ataque. Rescato la actitud del equipo, que hasta el último minuto estuvo buscando el gol. A pesar de que nos fuimos perdiendo mantuvo su estilo. Ahora nos toca ir a buscar tres puntos por fuera para compensar en la tabla. 


Rafael Carrascal (Volante):

Enfrentamos a un rival que se sabe defender. Tuvieron dos opciones por ahí y concretaron una, aprovechando el hombre de más. Estamos tristes por eso, teníamos que ganar porque estamos en deuda con la afición y esperemos que en el próximo partido podamos sumar de a tres.

Nos entendemos muy bien con (Yohandry) Orozco, pero no sirvió de nada. Infortunadamente perdimos y habrá que comenzar de nuevo. El desespero y las ganas de empatar nos llevó a descuidarnos en la marca. A descansar y recomponer. 


Luis Paz (Volante):

Otra vez tuvimos una desatención y nos cobran. Pero estamos tranquilos porque se dio todo. Se buscó de buena manera, por todos los medios y se entregó hasta el final. Así es más fácil revertir este momento que se vive.

Hay que ganar y jugar bien. Concretar las opciones y no cometer ninguna falla porque en una que tuvimos nos marcaron. Es en algo en el que no podemos volver a caer. 

José Erik Correa (Delantero):

La verdad era tratar de aguantar un poco con la pelota, buscar la falta para que en la pelota parada se pudiera conseguir el empate. Pero lastimosamente no se consigue nada y nos vamos todos tristes. Este equipo está acostumbrado a darle vuelta a los momentos difíciles y no creo que este sea la excepción.