La gente quiere que uno la escuche: 'Cheché' habló tras el 'careo' con los hinchas del DEPORTES TOLIMA


Por: Mario Alejandro Rodríguez

Con respeto y -si cabe- consideración, asumió el estratega del Deportes Tolima, José Eugenio 'Cheché' Hernández, la irrupción de más de 70 miembros de la barra Revolución Vinotinto Sur en la mañana del lunes a la sede deportiva del club, quienes quisieron 'carear' a los jugadores y cuerpo técnico pidiéndoles mejores resultados en la Liga Águila 2 2017. 

Para el veterano orientador, acostumbrado a lidiar con parciales poderosas como las de Cali, Millonarios, Junior y Nacional, esta no deja de ser una situación normal en el fútbol, producto de la calentura que genera el mal presente que vive su divisa en el torneo con apenas cinco puntos de 18 posibles (27,7%). 

"Ellos fueron a reclamar más entrega y a pedir, como es apenas entendible, que mejore el desempeño del equipo. De ahí en adelante lo hicieron con respeto, por lo que se escucharon sus ideas", refirió Hernández a El Rincón del Vinotinto.

Y prosiguió: "Hubo una comunicación productiva para ambas partes. Quieren que se gane, que el grupo tenga una actitud positiva. Dejaron claro que así se perdiera iban a apoyar, pero para eso pidieron mucha entrega y ganas".

'Cheché' se mostró comprensivo con lo expuesto por los hinchas, aunque su presencia -como era de esperarse- alertó a la vigilancia del predio deportivo de Perales, que pidió la presencia de la Policía Nacional.

"La gente lo que quiere es que uno la escuche. Y cuando está molesta con mayor razón. Creo que en esta ocasión no fue la excepción, ellos fueron escuchados y han salido contentos con lo que los jugadores les respondieron", puntualizó el técnico.

Y aclaró: "En ningún momento fueron agresivos ni groseros. La Policía llegó y compartió la conversación, estuvieron ahí con nosotros y no se presentó nada. Ni un empujón"

La posición del entrenador es contraria a las fuertes críticas que despertó el hecho por algunos comunicadores deportivos de la ciudad e incluso de la Asociación de Futbolistas Profesionales, Acolfutpro, quienes la consideraron como una violación al sitio de trabajo del plantel. 


El espaldarazo

Hernández, quien alcanzó a ser destituido del cargo de director técnico en la noche del viernes, luego de la caída sufrida por los 'Musicales' (3-1) frente a Envigado en el Polideportivo Sur, ponderó el espaldarazo que recibió del presidente de 'Vinotinto', Gabriel Camargo.

"La ilusión al llegar acá ha sido diferente a lo que ha sido el desempeño del equipo y lo que uno esperaba. Quería tener una posición diferente a la que tiene el Tolima después de seis fechas, que estuviera bien ubicado, pero veo que el torneo ha sido muy irregular. 

"No obstante, fijarme en eso sería ser conformista, no lo puedo tomar como un parámetro de conducta del Tolima", señaló el adiestrador.

"Nos favorece que los puntos que tiene el séptimo y el octavo no sean siete ni ocho, sino cuatro. Eso nos permite tener la esperanza de poder entrar en cualquier momento", expresó. 

Aunque no se atrevió a decir que su permanencia dependerá en un alto porcentaje de la victoria que debe lograr este viernes (7:45 p.m.) ante Atlético Huila, 'Cheché' tiene preciso que de no sumar de a tres frente a los 'Opitas' su era podría llegar a su fin.

"Creo que todo depende de los resultados, o puedo estar en la misma situación después del partido ante Huila. Hay un buen grupo, hemos variado algunas cosas, mirando lo que ha sido el comportamiento del equipo".

"No puedo seguir diciendo que no ha jugado mal y esperar a ganar. No. Tengo que darle más argumentos a jugadores para que tengan ese equilibrio ofensivo y defensivo en cada una de las fases", dijo.

Y para quienes preguntan sobre el por qué sigue tienendo en cuenta a hombres como Marco Pérez, Avimiled Rivas y Danovis Banguero, tres de los jugadores señalados por la 'Revo', 'Cheché' aclaró que es su decisión y no la de su patrón el que sigan aportando al grupo.

"Él (Camargo) ha sido respetuoso de mis decisiones, no me dice qué jugadores debo poner", concluyó el técnico de 61 años, quien tendrá una dura semana de cara al clásico.



Si te lo perdiste