Dimayor propone quita de puntos para clubes que apoyen a barras bravas

abril 11, 2017


Jorge Fernando Perdomo, presidente de la División Mayor del Fútbol Colombiano, Dimayor, alista una propuesta que ha generado todo tipo de comentarios en redes sociales y que busca, según él, erradicar de una vez por todas la violencia en el fútbol colombiano.

Perdomo propondría en la asamblea extraordinaria del próximo 4 de mayo, que los clubes que apoyen a las 'barras bravas' con dinero o especie (Boletas o descuento en la compra de las mismas, transporte y hospedaje, y bodegas para guardar sus implementos, etc.), sean castigados con la pérdida de 10 puntos en la clasificación, o si son reincidentes, hasta con la pérdida de la categoría.

"Se prohíbe a todo club o sus presidentes, directores, administradores, representantes legales o funcionarios contratados bajo cualquier modalidad, realizar dolosa o negligentemente cualquier contribución pecuniaria o en especies, a los simpatizantes o adherentes de su institución o de cualquier otra de fútbol profesional", sería el texto que tendría listo Perdomo, publicado por el diario El Tiempo este lunes. 

En el caso de los dirigentes y funcionarios que tengan nexos con este tipo de agrupaciones, deberán ser destituidos de forma inmediata y sufrirían inhabilidad hasta por 10 años para ejercer cargos en clubes pertenecientes a la Dimayor. 

Si la institución deportiva no cumple con lo cometido por el ente rector del balompié nacional, deberá pagar una multa equivalente a quinientos salarios mínimos mensuales, por desacato. 

"Estamos muy preocupados porque cada día que pasa se enrarece el ambiente, las barras se tornan más violentas y hay alteración del orden público en donde se desarrolla el fútbol. Y queremos ponerle una cortapisa", dijo Perdomo al programa El Alargue de Caracol Radio.

Si los implicados son jugadores o técnicos, recibirán largas suspensiones y sanciones económicas severas, según prometió Perdomo. 

"Es una enseñanza que trajimos de ligas de Europa, en donde la recomendación es que los clubes no tengan ninguna relación con las barras y los hinchas, porque eso termina en hechos nocivos", añadió.

De ser aprobado esta modificación, entrará a regir de forma inmediata en el Código Único de la Federación Colombiana de Fútbol; documento que reglamenta todas las competiciones del balompié a nivel nacional.  

"Esta propuesta tiene mucha aceptación de los clubes, inclusive de los históricos y grandes, porque entienden que este tema les está quitando audiencia en los estadios y la televisión y deteriora el producto. La gente está hastiada de la violencia alrededor del fútbol, por culpa de unos desadaptados", dijo.


Otras medidas

A futuro, Perdomo confía en que se lleven a cabo una serie de acciones que permitan, en su concepto, garantizar el orden y la seguridad en los estadios que albergan fútbol profesional.

El primero y más importante sería la identificación plena de los espectadores, con la carnetización de los integrantes de las barra, la implementación del sistema biométrico e instalación de cámaras de seguridad en los escenarios. Esto tendría un costo de $22 mil millones. 

Luego, la idea de Perdomo es que las penas para quienes infringen las normas y protagonicen hechos delictivos sean más severas.

"Lamentablemente esto va a paso lento porque se necesita el concurso del Gobierno Nacional y las municipales, porque es bien sabido que los estadios -a excepción del de Cali- son propiedad del Estado. El tema se trata que cada quien haga su esfuerzo", indicó.

Foto: Dimayor