Fueron nueve largos meses: Wilfrido De La Rosa, regreso y gol con DEPORTES TOLIMA


Por: Mario Alejandro Rodríguez

El 23 de agosto de 2015, en el estadio Metropolitano de Techo, Wilfrido De La Rosa vio cómo su deseo de ser figura con Deportes Tolima en la Liga Águila 2 se desvaneció. 

Un fuerte dolor en su rodilla derecha acabó con las ilusiones del atacante, precedido por sus buenas actuaciones en la Copa Colombia 2014 y el Campeonato Nacional Sub-20, pero al que siempre le costó consolidarse en el primer equipo.

Fueron, como él mismo lo recuerda, nueve largos meses -¡Toda una eternidad!- para volver a las canchas, retomar la forma y vencer los miedos. Nueve meses de ansiedad, desespero y tristeza, en los que no solo tuvo que superar la rotura de meniscos que sufrió, sino la muerte de su padre, Antonio, en diciembre pasado.

Pero este martes Wilfrido regresó: jugó 72 minutos y marcó, en el encuentro amistoso entre los planteles mixtos del 'Vinotinto y Oro' y Once Caldas (Vea la nota).

Sin duda, este fue un buen comienzo para el hijo de Algarrobo (Magdalena), quien en diálogo con El Rincón del Vinotinto recordó su gol, pese a la derrota (2-1) ante los 'Albos' en el estadio Ariel González de Líbano.

"Gracias a Dios estuve muy tranquilo, sin temor y jugando como acostumbro: con ganas y con amor al fútbol. La pelota le quedó a (Víctor) Aquino dentro del área, él pateó buscando el segundo palo, pero el arquero se la tapó. El rebote me quedó a mí y tuve la tranquilidad de meterla de primera", dijo De La Rosa.

Y agregó: "Mis compañeros se contentaron por mi rendimiento, me animaron mucho y me dieron su respaldo. Eso fue lo que me permitió estar más tranquilo y jugar como si no hubiera habido una para tan larga como la que tuve. Creo que fue una recompensa de Dios por el trabajo que siempre hago".

Pese a que hace parte del grupo de 30 jugadores que hacen la pretemporada bajo la dirección del técnico Alberto Gamero, De La Rosa manifestó que aún no tiene segura su permanencia en el cuadro de la 'Tierra Firme'. Espera que el presidente del club, Gabriel Camargo Salamanca, se la confirme.

"Hasta el momento no me han dicho nada. Estoy esperando, porque todavía no hay nada seguro. Seguiré trabajando duro como siempre y que sea lo que Dios quiera. 

"Eso sí, aspiro que no pase de 15 días porque ya el torneo se acerca", manifestó el atacante, quien quiere quedarse en el equipo que debutó como profesional y con el que fue campeón juvenil y profesional.

Durante el segundo semestre Tolima podrá inscribir un total de 30 jugadores, debido a que competirá en la Copa Sudamericana, al igual que en la Liga Águila 2 2016 y los octavos de final de la Copa Águila. ¿Será el semestre de Wilfrido con los Pijaos?

Fotos: El Rincón del Vinotinto, Club Deportes Tolima y Vizzorimage