Él es Andrés Zúñiga, el talento Pijao que sueña con jugar el Mundial de Futsal de la FIFA


Por: Mario Alejandro Rodríguez

La primera vez que pateó un balón de fútbol, tenía apenas seis años y vivía en el Barrio Independiente parte baja, un populoso sector de la Comuna 11 de Ibagué. Y si bien desde muy chico soñó con ser jugador profesional y vestir algún día la camiseta de la Selección Colombia, jamás imaginó que lo lograría de la forma en que lo hizo. 

Gildardo Andrés Zúñiga Valencia, uno de los jugadores más destacados del equipo de futsal Tolima Syscafé, es un vivo ejemplo de que la perseverancia y el trabajo es la clave para sobresalir y superar las adversidades que se presentan en el sendero de la vida.

Hijo de don Gildardo, amante al Atlético Nacional, y de Liliana, quien siempre está pendiente de sus actuaciones, se formó en las divisiones menores del Club Baby Soccer, con el que disputó diferentes torneos a nivel local.

Pero sus deseos de llegar a un club de primera división lo llevaron a probarse en 2012 al Once Caldas; pero por desgracia no tuvo éxito, pese a que con los 'albos' alcanzó a jugar la edición número 22 de la Copa La Patria, uno de los torneos más importantes del Eje Cafetero organizado por el reconocido diario manizaleño.

Zúñiga en su paso por Once Caldas en 2012. Foto archivo particular. 

Resignado a no ver posibilidades en el balompié competitivo, el joven de 23 años participó de competencias de microfútbol, como la Copa El Nuevo Día en 2013, con un equipo llamado 'Los Borja', en el que desplegó todo su talento en las canchas de cemento de la capital musical. También jugó torneos de fútbol aficionado, por invitación de algunos de sus amigos. 

No obstante, a mediados de 2014 fue 'reencauchado' por el técnico Alirio Amaya para integrar la Selección Tolima Sub-23 que disputó la fase final del Torneo Nacional de la Difútbol. 

Y con el 'Vinotinto y Oro', el jugador se coronó campeón en aquella definición ante su similar del Meta, que tuvo como sede el estadio Centenario de Armenia.

Gildardo Andrés celebra uno de sus tantos con Tolima Syscafé. Foto Liga Argos.

El cambio

Con ese precedente, Zúñiga intentó de nuevo probar suerte con un equipo de fútbol de la Dimayor. Esta vez fue al Deportes Quindío, pero al final las cosas no se dieron para el habilidoso futbolista, por lo que decidió regresar a Ibagué. 

"Fui a prueba al Quindío, pero no se dio la posibilidad ya que llegó un nuevo técnico y dijo que no miraría a los de prueba", recordó Andrés. Fue entonces cuando se presentó la posibilidad de estar en el naciente equipo de futsal Estudiantes, que hizo parte de la Liga Argos 2015 de la mano del estratega Rodrigo Beltrán. 

"Había técnicos de la Liga del Tolima que me distinguían, entre ellos el profe Rodrigo, y me dijeron que si quería hacer parte de ese proyecto y acepté", añadió Zúñiga. Aunque la campaña no fue buena para el quinteto tolimense -terminó último del Grupo B con solo tres puntos en el primer semestre y en el segundo penúltimo de la zona A con seis unidades- el jugador mostró sus grandes capacidades técnicas. 

Eso tal vez motivó a José Alfonso Ospina, presidente de Tolima Syscafé, a invitarlo a su proyecto deportivo, en su debut en la Liga del 2016. Tardó muy poco en convertirse en una ficha importante del estratega Daniel Cuéllar, en una campaña en la que el equipo llegó de forma sorprendente hasta los cuartos de final; siendo eliminado por el actual subcampeón, Deportivo Lyon de Cali. 

"Andrés es un gran elemento dentro del grupo, es uno de los buenos jugadores con los que contamos y es gran aportante a la elaboración de juego", dijo en su momento Cuéllar, consciente del potencial que tenía en sus manos. 

Y no se equivocó, porque pronto llegó el reconocimiento a su trabajo, de parte del técnico de la Selección Colombia, el antioqueño Osmar Fonnegra.

Zúñiga, en el equipo de la Selección Colombia que afrontó el partido de las estrellas. Foto FIFA.

Con la tricolor 

"La verdad no lo imaginé así, ya que solo lo que vivía era fútbol. Pero la verdad es un orgullo, no cualquiera tiene el privilegio de vestirla y en esta vez Dios me ha bendecido con esta oportunidad". Así resumió Andrés lo que significó para él ser elegido por el adiestrador para un nuevo microciclo de preparación del combinado patrio.

Vea: Tres tolimenses convocados a la Selección Colombia de Futsal que se prepara para el Mundial

Y es que después de batirse en los campos barriales de la capital musical, de buscar la oportunidad que le fue negada varias veces en el rentado profesional, el joven estaba en la mira del hombre más importante del futsal del país, en un nuevo microciclo de preparación de cara a la cita orbital. 

Y como si fuera poco, tuvo la fortuna de enfrentar a verdaderas leyendas de este deporte, como el brasileño Falcão, apodado como 'o rei do futsal' y su compatriota Marquinhos, el pasado viernes, en el partido de las estrellas celebrado en el Coliseo Iván de Bedout de Medellín.

"Sentía mucha alegría, pero a la vez estaba un poco sorprendido. Creo que lo único que pasaba por mi mente era hacer las cosas de la mejor manera. Aunque el profe Osmar es muy reservado, a él le interesó conocer más sobre mi vida y me hizo recomendaciones para mejorar", indicó Andrés, quien tiene claro cuál puede ser su aporte a la 'tricolor': Claridad a la hora del pase, rapidez y pateo. 

Y añadió: "Mi meta será buscar el título de la Liga Argos con Tolima Syscafé y jugar el Mundial. Y sé que con la ayuda de Dios lo lograré". Que así sea Gildardo Andrés.

Fotos: FIFA.COM, Suministradas y Liga Argos